eTwinning, todo empezó en Linz...

martes, febrero 07, 2006

Todo empezó en la Terminal 1

Letra a letra...A Valentina se le ha ocurrido escribir un cuento:

En la Terminal 1 del aeropuerto de Barajas. Unos individuos se paseaban con sus maletas alrededor de los mostradores de Lufthansa."viaje a Linz?", se atrevió a preguntar uno de ellos. Era Miguel Roa........

Valentina

...sí, ¿eres del grupo de los premios Twinning'?, el caso es que te estaba mirando y me decía, "debe pertenecer al grupo;¿qué tal? yo soy Milagro y vengo de Madrid . Al momento, unos ojos chispeantes detrás de unas gafas lanzaban la misma pregunta ; era Valentina, de Ávila; aguda, avispada y captando en un vistazo todo lo que sucedía en 50 metros alrededor; en seguida, la figura elegante, erguida, de Carlos Castro llegó a nuestro grupo en dos zancadas de sus largas piernas y ganándonos con su sonrisa clara; poco a poco, se fueron incorparando al grupo el resto de compañeros: José Manuel, Lourdes, Carmen, Libia, Agustín y José con su compañera. El otro Carlos, Medina, llegaba al lado de la agente de El Corte Inglés; la eficiencia y la eficacia del "Emporio Areces", haría el resto; nombres. listados, pasajes: el embarque hecho, cruces de saludos, primeras aproximaciones...al poco rato ya nos parecía estar entre amigos de toda la vida. La aventura había empezado...

Milagro

...llegó Juan Bautista, facturación de maletas, más saludos, presentaciones, intentos fallidos de memorizar los nombres de todos. Embarque e inicio del tan esperado y deseado viaje a Linz; el grupo hablaba y hablaba, se contaban sus vidas y sin darse cuenta el personal de a bordo empezó a repartir la ansiada, esperada, exquisita y abundante comida, lo menos pesaría 50 gramos, aunque alguno complementó su dieta con "empanadillas murcianas" del representante de perfumes. El grupo que ya parecía conocerse de toda la vida, tras aterrizar el boing llegó al aeropuerto de Frankfurt, pero allí le esperaba...

Miguel

... una carrera monumental para coger el vuelo hasta nuestro ansiado destino, “Linz.” Durante diez minutos anduvimos por los interminables corredores de este mastodóntico aeropuerto teutón. Los más próximos a la salida del avión, iniciaron la carrera hacia la terminal de enlace, algunos otros que estaban algo más atrás, seguimos a “Clemente,” o a “Vicente,” es decir, seguimos a un grupo de ciudadanos de Shangai que también hacían escala en Frankfurt, pero no pasaba precisamente por Linz. Eduardo y Agustín hablaban incansablemente de su “dilatada” experiencia docente con proyectos de uno y otro tipo, sin darse cuenta de que por un instante iban a cambiar su destino...




Agustín
El objetivo de todo el que corretea por los pasillos interminables de un aeropuerto es llegar a esa puerta que con sólo una sonrisa del personal de tierra, le permite embarcar.
Pero ése no era el destino de nuestro grupo. Tras cruzar pasillos, subir escaleras y pasar controles policíacos llegaron a la antesala del vuelo: la sala de “desespero”. Porque en aquel momento supieron que no saldrían a la hora.
Fue una suerte que Libia encontrara desde el primer momento que los sillones eran lo suficientemente cómodos como para pasar la noche. No hay razón para ser negativos. Unos buenos sillones, una moqueta grisácea como los hombres de humo de Momo y como guinda que adorna el pastel, unos contenedores con sandwiches y refrescos. ¡Un picnic en toda regla!
Afortunadamente en aquel ambiente tan hostil se respiraba una brisa mediterránea: malteses, griegos, españoles haciendo que sus risas y la grandilocuencia de sus gestos achicara a cualquier otro paciente esperador.
Claro que pasado un tiempo, el choteo ya se tornó en un perturbador silencio que dejó a nuestros amigos sentados en los sillones cómodos, dispuestos a lo que fuera. Y Carlos que no dejaba de hacer todas las llamadas posibles para que la cena de bienvenida nos esperara. Hasta que por fin, entre la algarabía general dejaron los asientos libres para los sufridores siguientes.

Valentina


Y después de muchas aventuras y desventuras el grupo de valientes profesores consiguió llegar a su destino, LINZ, capital de la alta Austria, cercana a la cuna de Hitler y surcada por el Danubio.
- Oh cielos!!, conseguirían cenar?-, se preguntaban algunos de ellos, en especial la tragona de turno. Parece ser que sí.., según cuentan las crónicas de la época, que inmortalizaron el momento con algunos retratos, más o menos conseguidos

Y, todo hay que decirlo.., cierto discurso muy esperado!!.








Hubo risas, charlas, ganas de divertirse, de pasarlo bien, de conocerse y de disfrutar el momento.

¿Qué nos esperaba el día siguiente?. No lo sabíamos, pero sí que la emoción de estar ahí era algo fabuloso y que había que aprovechar hasta el último segundo.

Carmen


"... Hemos llegado... " ¡Sí!, aunque parezca mentira hemos llegado a Linz y lo más difícil todavía ¡hemos llegado a cenar! Qué bien, qué compañeros de viaje mas interesantes. Ha sido una cena estupenda, discursos, risas... se ha venido a cenar con nosotros incluso la guía Johana, una mujer muy agradable que nos acaba de decir que si queremos nos lleva a dar una vuelta por Linz y nos cuenta la vida pasada de edificios y calles.
Paseando a -6 grados seguimos con una animada charla, Johana se esmera en sus explicaciones ... ya vamos de vuelta, ha sido un día largo desde que salimos de casa.
Mañana será otro día duro prepararemos el stand e iremos a dar una vuelta antes de que empiece el evento a las 4 de la tarde (al menos eso tenemos pensado).
En el ánimo está que todo va a ir bien... buenas noches.

Carlos M.

Después del desayuno el "grupo" se dirigió rapidamente a registrar dos empresas:
L.I.N.Z. y E.T.W.I.N.N.I.N.G.

Miguel


































Libia

9 Comments:

  • Para ser fiel a la verdad, querida Milagros, esa mirada perspicaz y escrutinadora que te identificó como etwinnera fue la mía. Tengo el defecto de quedarme absorto con la elegancia y la belleza.

    By Blogger josé manuel, at 8:52 p. m.  

  • Estoy ruborizada; la memoria me traiciona, ¡había tantos ojos alrededor! llevas razón. Pero el orden de los factores...
    Milagro

    By Blogger MilagroFernandez, at 9:13 p. m.  

  • No altera el producto...!!, la galantería es un arte que se pierde debido a la ignorancia de nuestros jóvenes y a la misera instrucción que les damos

    By Blogger Carmen, at 9:20 p. m.  

  • Anda Carmen, que los chicos lo tienen difícil. ¡Qué intenten decirle una galantería, no una grosería, a una chica y le tachan para el resto de su vida de "algo".
    Y, please, seguid con el cuento.

    Valentina

    By Blogger caluad, at 9:44 p. m.  

  • ¿el cuento se ha de ajustar a la realidad?

    Ya me han mandado sus cartas para nuestro 25 aniversario: Valentina, Piedad y José Manuel. Ánimo, espero las vuestras.
    Carlos´s !No os escaqueéis!

    Jose Manuel: Me has destrozado, con lo bonito que ha quedado que fuese yo, me cachis....

    Bueno, algo de perspix¡caz y escrutinadora tendría tambien mi mirada, ¿no? Espero.

    By Blogger Miguel Roa, at 10:41 p. m.  

  • Chicos, no discutais. Para deshacer el entuerto, cual Don quijote y sin ánimo de ofender a nadie, la pregunta "Viaje a Linz?", que fue la que yo oí tenía el tono y el acento de Miguel.
    Si todavía no estoy gaga del todo, Milagro y José Manuel estaban muy próximos.
    Menos cuento y al cuento, que no tiene que ajustarse completamente a la realidad. Yo lo empecé como un intento impresionista. Ya sabes Miguel, nuestras percepciones. Pon tus pinceladas.
    Jóvenes, repartanse entre ustedes un montón de abrazos y que ésto no decaiga.
    Valentina

    By Blogger caluad, at 11:08 p. m.  

  • Añadido el texto de Carmen, a ver si mete la foto :)

    By Blogger eTwinning, at 4:48 p. m.  

  • Bueno, no está mal!. Mi problema con las fotos es que las escaneo, las guardo y luego aparecen donde Dios les da a entender, y encima no me dejan modificarlas.
    Mira, de verdad, me sacan de quicio!!

    By Blogger Carmen, at 9:45 p. m.  

  • ¡Tranqui, muchacha! Que te han quedado muy bien. Además ¿Qué quieres modificar si todos estamos tan guap@s?
    Tienes razón, era emocionante estar allí y empezar a conocernos. Ya no teníamos que preguntarnos cómo seríamos.
    Todo un reportaje gráfico de C.C en su papel de "discursero" mayor.
    Por cierto, he visto cigüeñas en una espadaña en ruinas. Allí emperingotadas, con el frío que hace.
    Abrazotes.
    Valentina

    By Blogger caluad, at 12:26 a. m.  

Publicar un comentario

<< Home